Skip to content

La ola que arrasó con la Bristol

16 abril, 2010
tags: ,
by

En los primeros días de 1956, la ciudad balnearia tenía algo más de 300 mil habitantes y la visitaban más de 250 mil turistas.

Hoy, sería una pequeña rémora del “tsunami” tailandés. La ola se veía a los lejos como “una cosa gris oscuro”, grande y llena de espuma. En instantes pasó sobre los miles de turistas absortos en la orilla y “estalló” arriba, casi contra el murallón.
Todo duró un minuto y medio. Pero fue casi un maremoto. Corridas, llantos de niños, madres angustiadas, padres sorprendidos, ropa olvidada, lonas mojadas, juguetes enterrados.
Un movimiento desordenado de unos 10 mil veraneantes a pleno rayo del sol. Un camorágrafo o fotógrafo hubiera hecho una fortuna.

La ola, menos vidas humanas se llevó todo. O casi todo. Un vecino, hombre de barrio marplatense, hábil, vivo, muy pícaro él, apareció por la atribulada Playa Bristol una hora después.
No había casi nadie. Pero el reloj de oro 24 kilates que le regaló a su mujer para los veinte años de casados en aquel entonces, lo distinguió como “el mejor” del condado.
Mar del Plata además del mar, el turismo, el Casino, la pesca, la construcción, ofrecía ese verano un poco de cine “catástrofe”, pero benigno.

(Mar del Plata, 16 de enero -Télam, por José Luis Ponsico).

Anuncios
No comments yet

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: